Escritos y discursos de Lyndon LaRouche

Executive Intelligence Review - www.larouchepub.com/spanish Tel: 1-703-297-8434

El sitio electrónico ruso Terra America entrevista a Lyndon LaRouche en el aniversario del primer vuelo espacial tripulado

20 de abril de 2012 –- El sitio electrónico Terra America publicó el 13 de abril una entrevista con el economista y estadista Lyndon LaRouche que aborda el tema del dominio de la humanidad sobre sistema solar y el cosmos. La entrevista se realizó el 12 de abril, que se festeja el Día de la Cosmonáutica (Día Internacional del Vuelo Espacial Humano), aniversario del vuelo de Yuri Gagarin en 1961, el primer ser humano en orbitar la Tierra. La entrevista la condujo Kirill Benediktov, y aparece en el sitio con el título de "La intención patente del imperio británico es acabar con la Exploración Espacial".

A continuación publicamos una traducción de la entrevista con el señor LaRouche con la introducción que hizo Terra America, traducido por cortesía de EIR.

Introducción

La carrera espacial soviética-estadounidense ¿se detuvo debido a un complot secreto entre los círculos gobernantes de las dos superpotencias? Y, ¿necesitamos un programa ambicioso como la colonización de Marte? Y de cualquier manera, ¿sería realista algo así? Otra pregunta no poco importante: ¿quién está obstaculizando la expansión de la humanidad en el espacio? Uno de los intelectuales más controversiales y originales de EU, Lyndon LaRouche, responde a estas preguntas en una entrevista exclusiva con Terra America. Con esta entrevista, nuestro sitio comenzará una serie de publicaciones sobre la actividad de LaRouche y su movimiento, quien tiene sus seguidores en Rusia también.

Suponemos que el enfoque de LaRouche y sus planteamientos puedan parecerles poco ortodoxos, extraños, o incluso repelentes a muchos de nuestros lectores. Algunos temas se consideran a priori como por fuera de los límites del análisis académico, y la sociedad moderna los identifica sin preocupación con Hollywood u otros demiurgos de los medios masivos. Para el pensamiento intelectual convencional respetable de occidente se considera de bajo nivel discutir seriamente cosas tales como los peligros que se originan desde el espacio exterior, o la conspiración de los venecianos medievales que determinaron la naturaleza de nuestro actual sistema político y económico.

Pero LaRouche se mete en todas estas cosas, despertando la ira y el desdén de la élite intelectual. Y antes de unirse a los críticos que consideran a LaRouche una figura política marginal o le pegan la etiqueta de fascista, es importante recordar que fue LaRouche quien hace dos décadas anticipó y pronosticó la actual crisis económica. Tomando en consideración la esfera de la actividad de LaRouche y de su movimiento, sería más apropiado calificar este pronóstico como el resultado de una investigación escrupulosa y sostenida, y no de una chiripa en el tiro al blanco.

Les proponemos a nuestros lectores que se pregunten, junto a nosotros ,quién tenemos en frente: ¿una mente brillante, dirigiendo a la humanidad hacia el único camino correcto del desarrollo, o meramente un fantasioso visionario inspirado, dominado por imágenes grandiosas y terribles de nuestro pasado y futuro? ¿Sería posible incluso diferenciar la necedad de la visión profética?

Entrevista

La Defensa de la Tierra

Terra America: Por largo tiempo las dos potencias, la Unión Soviética y Estados Unidos, compitieron en una carrera espacial. EU respondió al primer lanzamiento de un satélite artificial y el primer vuelo espacial tripulado de la URSS, con la llegada del hombre a la Luna. Pero luego de seis expediciones lunares exitosas, el programa Apolo fue cancelado, después de lo cual ni EU ni la URRS volvieron a poner dinero en ningún proyecto ambicioso similar, sino que concentraron sus esfuerzos en el espacio cercano. ¿Por qué se detuvo la expansión en el espacio?

Lyndon LaRouche: En mi esfuerzo para dar una respuesta breve y apropiada a esta pregunta, escogería señalar las implicaciones elocuentes de la propia política rusa de Defensa Estratégica de la Tierra. La simple defensa de la Tierra contra las probabilidades posiblemente en aumento de amenazas provenientes del mismo sistema planetario es la consideración más obvia; esto en sí mismo hace necesario el acceso futuro a instalaciones de colonización humana que todavía no tenemos en el rango de algo así como la orbita de Marte, pero presentan el logro previsible del transporte de propulsión por fusión termonuclear de la Luna a la orbita de Marte (y regreso) logrado aproximadamente en una semana Einstein de tiempo transcurrido, un logro que deberá ser factible dentro de una generación.

Sin embargo, tales metas limitadas como éstas, deben considerarse dentro de un compromiso más a fondo y de mayor desafío para las formas futuras de la colonización humana, que los especialistas en el tema de las reacciones de materia-antimateria, preverán como la perspectiva de los saltos a órdenes de magnitud alcanzables durante lo que queda del siglo actual.

Si examinamos las perspectivas relativamente inmediatas para el desarrollo de las regiones del Ártico, y si pensamos en lo que se podría lograr con una tasa acelerada de progreso científico en el período de tres generaciones, la colonización del espacio si representa una suerte de amenaza seria, pero solo en la opinión de la tradición oligárquica. Entonces, hemos experimentado el ritmo acelerado de la ruda cancelación del progreso científico en la región transatlántica a partir de la secuela de los asesinatos del Presidente John F. Kennedy y su hermano Robert.

¿Hubo un complot?

Terra America: La clausura de está expansión ¿fue el resultado de un complot "tras bastidores" entre los líderes de la URSS y EU?

LaRouche: Yo propondría que pongamos de relieve la distinción de tres figuras ejemplares de la ciencia de fines del siglo 19 y principios del siglo 20, Max Planck, Albert Einstein y V. I. Vernadsky, cuando se contrastan sus logros de manera apropiada con las reliquias ejemplares de la escuela de las escuelas radicalmente reduccionistas como la del austríaco Ernst Mach, y el británico aún más malvado, Bertrand Russell.

Sin embargo, una vez que se ha establecido esa cuestión con respecto a la práctica científica como tal, debemos ver la misma pregunta desde un punto de vista diferente. La muerte del Presidente Franklin Roosevelt transfirió el destino inmediato del mundo a las manos de figuras tan deplorables como Winston Churchill y Bertrand Russell, que fueron los arquitectos de un plan que tuvo publicidad en 1946 para una guerra nuclear preventiva contra la Unión Soviética. Este aspecto del asunto se complicaba por lo que por entonces se me dio a conocer personalmente, como el rol de Bertrand Russell en las primeras negociaciones con los representantes personales especiales de N. S. Khrushchov en Londres.

Mi comunicación personal con algunos representantes diplomáticos soviéticos y de la República Democrática de Alemania, sobre el asunto de la cooperación, durante fines de 1970 y principios de los 1980, me dieron un discernimiento de las complejidades de los asuntos estadounidense-soviéticos durante los últimos años de Leonid Brezhnev. El sistema británico jugó un papel minucioso muy a fondo y por lo común dominante, en darle forma a la complejidad de los asuntos estratégicos durante las últimas dos décadas del sistema soviético y del bloque.

Nuestro Sistema Solar dentro de la Galaxia

Terra America: ¿Por qué se detuvo la producción del cohete de lanzamiento Saturno V? El reconocido experto ruso en materia de cohetes Boris Chertok ha escrito: El abandono por parte de EU de las investigaciones y pruebas, del cohete confiable Saturno V fue incomprensible. Yo creo que fue un error. Los historiadores espaciales estadounidenses que he conocido no pueden dar ninguna explicación razonable de por qué se canceló el vehículo de lanzamiento del excelente Saturno V, contrario a los planes anteriores. El Saturno V podría llevar cinco veces más que los trasbordadores espaciales, era más confiable que éstos últimos y no era demasiado costoso. La sorpresa fue que EU luego también abandonó el programa del transbordador, y ahora depende por completo de los lanzadores rusos. ¿Cuál es la razón de esta entrega voluntaria de la posición?

LaRouche: Para mí, el efecto llano y la intención clara de las instituciones del imperio británico y quienes le acompañan, ha sido romper con las formas voluntarias de las conexiones entre la Tierra y otros cuerpos del Sistema Solar y más allá.

Mi propósito sería lo contrario, en la medida en que pueda ejercer una influencia relevante, para anticipar sobre cambios voluntarios en marcha, quizás algunos mortales para los estándares presentes, en nuestra situación local actual dentro del sistema solar, en el lugar de nuestro sistema dentro de la galaxia. El tratamiento de este desarrollo crucial e importante, está relacionado con el sentido de urgencia, mío y de otros, con respecto a los principios que podrían sustentar algunos recientes sucesos sorprendentes en la Nebulosa del Cangrejo.

De cualquier modo, la humanidad sería una especie muy estúpida, en realidad, si continuamos asumiendo una aceptación pasiva de las actuales relaciones planetarias. Sin embargo, si tomamos en cuenta la intención cada vez más agresiva de la monarquía británica, para reducir la actual población humana de nuestro planeta entero, de un actual estimado en siete mil millones de personas, a menos de mil, y dar marcha atrás al reloj del progreso científico, nos deberíamos considerar bien informados. Allí, exactamente, reside el intento de demandar la entrega de posiciones a las víctimas pretendidas.

¿Nos podemos unir con un programa a Marte?

Terra America: ¿Cuán realista sería que Rusia y EU unan esfuerzos, posiblemente con otros países también, para la implementación de un programa a Marte? ¿Necesita la humanidad colonizar Marte?

LaRouche: No es simplemente realista; es una necesidad urgente para toda la humanidad. Mientras que, el factor de la soberanía nacional y cultural debe mantenerse durante las generaciones previsibles ante nosotros, el hecho de que la cultura humana ya ha alcanzado el punto en que la guerra general sería prácticamente impensable, especialmente en presencia de la inevitabilidad del armamento termonuclear, y, pronto densidades de flujo energético mayores, debemos trabajar para la meta de la concurrencia entre las soberanías nacionales eficientes y acelerar el ritmo de desarrollo general y el empleo de tasas aceleradas de incremento en las densidades de flujo energético. La guerra como la hemos conocido debe evitarse por medio de las tecnologías productivas avanzadas, en lugar de evitar su desarrollo y empleo combinado.

Hablar de una noción de la colonización de Marte, no es suficiente con respecto a la realidad que debemos acostumbrarnos a preveer. Debemos abocarnos al proceso de lo que algunos considerarían la colonización de Marte, tomando en cuenta el desafío asumido por el proyecto ruso de Defensa de la Tierra. El despliegue de sistemas de gestión dentro del sistema solar que requeriremos como preparativos para la habitabilidad humana y actividades relacionadas, no puede estar confinado competentemente a las localidades de un planeta, o de un sistema solar.

Debemos comenzar a clarificar nuestras mentes tomando en cuenta las implicaciones de una nave propulsada por fusión termonuclear que llega a Marte desde nuestra Luna en el transcurso de una semana entre el lanzamiento y la llegada a destino. Ese no será el límite de la instrumentación necesaria en el sistema solar. Debemos instrumentar más y más aspectos del sistema solar a los efectos de que las creencias primitivas en el orden fijo del espacio y el tiempo no existan más para aquellos que vendrán incluso dentro de nuestro propio siglo. Debemos apuntar a la entrada de la fase inicial de los desarrollos del hombre en Marte dentro del rango de los sucesos más importantes a lograrse dentro del próximo cuarto de siglo.

————————————————————————————————————-

Terra America presentó esta entrevista como un primer articulo de una serie que ha seguido publicando sobre LaRouche; la entrevista coincidió con las actividades del Primer Ministro Ruso y Presidente electo, Vladimir Putin, y el viceprimer ministro Dmitri Rogozin, el mas prominente promotor del programa de Defensa Estratégica de la Tierra. En una visita al Planetario de Moscú con Rogozin y otros funcionarios, Putin revisó modelos históricos en 3D de la Tierra y el Sistema solar, que datan desde 1920. Dio un discurso sobre la asignación de 150 mil millones de rublos a la exploración espacial este año, de los cuales 30 mil millones de rublos (mil millones de dólares) irán al desarrollo del nuevo Cosmódromo de Vostochny en la región rusa de Amur en la frontera con China.

Putin dijo: "No sólo debemos construir plataformas de lanzamiento, sino una infraestructura social moderna, cabal, y de ingeniera. En efecto, debemos construir una ciudad completamente nueva cómoda y moderna". Construir el nuevo centro espacial, recalcó, "servirá como catalizador para el desarrollo de todo el Distrito Federal del Lejano Oriente. Nos ayudará a utilizar plenamente el potencial industrial del Lejano Oriente y Siberia del este y para atraer personal altamente calificado hacia esas regiones".

Terra America es un proyecto de un grupo de analistas y periodistas rusos que se especializan en temas culturales de Estados Unidos, y temas de estrategia y política. Algunos de sus autores son muy conocidos por sus escritos en la revista Russia Journal y en la agencia de noticias Rosbalt.

Terra America ha seguido publicando otros artículos sobre LaRouche en su sitio electrónico en ruso.

URL: http://larouchista.com/node/1065