- Executive Intelligence Review -
www.larouchepub.com/spanish
Tel:1-703-297-8434

 

El retraso del Banco del Sur es obra de los amigos sudamericanos del desprestigiado BAE, acusa LaRouche

5 de julio (EIRNS)—El Comité de Acción Política Lyndon LaRouche (LPAC) acaba de dar a conocer las declaraciones del economista y ex precandidato presidencial estadounidense Lyndon H. LaRouche, en cuanto a las causas de la postergación del ansiado Banco del Sur para Sudamérica. A continuación reproducimos íntegro el comunicado de LPAC.

La esperada firma del documento fundador del nuevo Banco del Sur a fines de junio por los presidentes de Argentina, Bolivia, Brasil, Ecuador, Paraguay y Venezuela, se pospuso para una fecha indefinida más adelante este año. Si bien la razón que se dio para el retraso fueron los desacuerdos sobre asuntos como los aportes de capital, los derechos de votación de los miembros y la sede del nuevo banco, el estadista norteamericano Lyndon LaRouche señaló hoy cuál es la cuestión fundamental que está en juego:

"El Banco del Sur es un asunto de vida o muerte para las naciones de Sudamérica, conforme el sistema financiero y monetario internacional se precipita con rapidez hacia la desintegración. Como señalé en una entrevista en la radio ecuatoriana el 29 de junio: 'Mi esperanza es que el Banco del Sur funcione como un vehículo común que usen los Estados nacionales soberanos de Sudamérica, número uno, para mantener su soberanía, pero también como un vehículo necesario de la clase que especifiqué allá en agosto de 1982. Implica el intercambio de crédito de largo plazo entre naciones para proyectos de interés común. Para eso se necesita un sistema de tipos de cambio fijos entre las naciones'.

"La fundación del Banco del Sur le plantea un problema en Sudamérica a los intereses financieros de los que son típicos los bancos españoles Santander y BBVA, que son extensiones de la empresa BAE del Imperio Británico, a la que ahora agobia el escándalo", dijo LaRouche.

Como LaRouche y sus colaboradores han documentado con amplitud, BAE está en el centro del "escándalo del siglo", al haber generado un fondo para sobornos políticos por el orden de los 100 mil millones de dólares a través de su trato "al-Yamamah" con el amigo del vicepresidente estadounidense Dick Cheney, el príncipe saudita Bandar, a quien se ha utilizado en operaciones siniestras, desestabilizaciones y golpes por todo el mundo. El dictador fascista chileno Augusto Pinochet, por ejemplo, era parte integral del aparato de armas y asesinatos de BAE en Sudamérica. Como tal, BAE lleva décadas funcionando como un instrumento del Imperio Británico.

El Banco Santander está muy ligado al Banco Real de Escocia, una de las principales instituciones financieras personales de la Reina, y ha cultivado una influencia financiera y política muy extensa en Sudamérica. Por ejemplo, "ex" funcionarios de alto nivel de Santander se han colado en puestos destacados, incluso a nivel de gabinete, en el Gobierno de Lula en Brasil, y se les conoce por su hostilidad agresiva contra la idea del Banco del Sur y el compromiso declarado del presidente Lula con la nueva institución financiera.